Relojes Smart Watch con tarjeta, al asalto del Smart Phone

Los Smart Watches de última generación, equipados con su propia tarjeta SIM de conectividad, desafían a los móviles de última generación. Se trata, en una palabra, de teléfonos de altas prestaciones con formato reloj, independientes por completo del terminal y de todas sus esclavitudes de volumen y peso en la vida cotidiana.

Todo en pequeño

La entrada de la micro tarjeta de conectividad, una “nanoSIM”, en el reloj inteligente permite que los nuevos equipos ofrezcan, prácticamente, los mismos servicios que los móviles de gamas superiores. Su única limitación reside en una pantalla con dimensiones mucho más reducidas. Dicha miniaturización, que pone a prueba la vista, se refleja de la forma más positiva en el peso final. Un Smart Watch con plena conectividad se queda por debajo de 70 gramos, valor que agradecen todos los “runner” en su actividad deportiva.

Captadores de imágenes precisas

Los relojes inteligentes provistos de “nanoSIM” y de la correspondiente tarjeta de memoria están listos para actuar como reproductores y grabadoras de foto o video.
Es el caso concreto del último reloj lanzado por la marca española Aviador Watch, el Raptor, que incorpora cámara de foto o video firmada por Sony, con el objetivo dispuesto en el lugar antes reservado a la corona de ajuste de la hora. Los botones virtuales presentes en la pantalla gestionan el funcionamiento de la cámara, que refleja sus imágenes en Alta Definición sobre un círculo con 1,3 pulgadas de diámetro y 240 x 240 pixeles de resolución.
Los especialistas en relojes inteligentes advierten que los últimos modelos llegados a los mercados internacionales pueden desplazar a los móviles en un tiempo no muy largo al ofrecer niveles similares de prestaciones. Los Smart Watches permiten conversar con naturalidad, gracias a unos altavoces y un micro muy eficaces. También cuentan con programas avanzados de entrenamiento y actúan como navegadores precisos en todo momento.

Escribir es aún un reto

Deben mejorar, eso sí, en la escritura de mensajes, en correo electrónico o en whatsapp, pero ya se han presentado teclados igualmente ligeros, que se despliegan en un abrir y cerrar de ojos. Dichos teclados también serán virtuales en un futuro próximo, ya que se proyectarán en el antebrazo o en cualquier superficie plana.
Se trata, en cualquier caso, del mayor desafío al móvil desde su popularización. Los relojes inteligentes con tarjeta ganan el duelo por confort de utilización y por precio, casi tres veces inferior al Smart Phone equiparable. Ceden puntos en visibilidad y gestión de mensajes, ya que hablamos de piezas de muñeca con cajas de casi 49 milímetros de diámetro y 13, 2 milímetros de grosor.

Disfrutar de un nuevo Smart Watch de última generación es ahora más fácil con el renting tecnológico BansaTec, que permite acceder a cualquier equipo de tecnología, fijo o portátil, e incluye en la cuota un seguro a todo riesgo sin franquicia con cobertura de cualquier daño, robo o incluso rotura de pantalla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro × 3 =