¿Dónde invertir? ¿Cómo? ¿Por qué? Conoce las claves

donde invertir

Invertir nuestro dinero en este 2017 y conseguir un rendimiento interesante es posible, pero para ello hay que entender cómo funcionan las diferentes opciones del mercado y tomar una serie de decisiones que nos permitan encontrar aquella inversión que se ajuste a nuestro perfil.

¿Qué tipo de inversor eres?

Lo primero que debemos tener claro es qué tipo de inversor somos, es decir, qué cantidad queremos invertir y qué riesgo estamos dispuestos a asumir: bajo, moderado o alto. Cuanto mayor sea el riesgo, mayor es la probabilidad de obtener un mayor rendimiento pero, como es lógico, perdemos seguridad. También es importante saber el tiempo que queremos tener invertido nuestro dinero.

Si quieres invertir un capital en este 2017 y no sabes cuáles son las mejores alternativas, te detallamos algunas de las principales opciones, sus características y riesgo, para ayudarte a tomar la mejor decisión.

¿Dónde invertir?

Fondos de inversión: debido a que la rentabilidad de los depósitos no pasa por su mejor momento, los fondos de inversión son valorados por muchos pequeños inversores como una buena opción para invertir su dinero. Estos fondos son gestionados por un equipo de profesionales especializados que establecen una estrategia de inversión, además permiten diversificar nuestro dinero en diferentes activos.

Existen fondos de renta fija, con un riesgo moderado, que son los más contratados en España, los de renta fija mixta mixtos y los de renta variable, que entrañan mayor riesgo pero que pueden alcanzar una rentabilidad mucho mayor. Se trata de productos para invertir a medio y largo plazo y, dada su complejidad, es conveniente buscar asesoramiento profesional antes si no somos expertos en asuntos financieros.

mejores opciones para invertir

Planes de pensiones: el funcionamiento de estos productos es similar al de los fondos de inversión. La ventaja de los planes de pensiones para invertir nuestro dinero es que cuentan con una menor fiscalidad, sin embargo, la cantidad acumulada tributa como rendimiento del trabajo en su totalidad cuando se rescate. Se trata, además, de un instrumento de ahorro a largo plazo, en los que solo podremos recuperar nuestra inversión en el momento de la jubilación. 

Productos bancarios: si bien es cierto que, como hemos señalado, la rentabilidad de los depósitos no se encuentra en su mejor momento, invertir nuestro dinero en un depósito a plazo es una opción segura. Además, algunas entidades ofrecen cuentas de ahorro o cuentas corrientes con una atractiva rentabilidad que puede alcanzar hasta el 3%, como es el caso de la cuenta 1|2|3 del Santander.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

9 − 8 =